Un ex enfermero alemán condenado por matar a 85 pacientes

Niels Högel fue sentenciado a cadena perpetua por los hechos cometidos en dos hospitales del norte del país europeo.



No Banner to display

Un ex enfermero fue condenado por matar a 85 pacientes en dos hospitales en el norte de Alemania y fue condenado a cadena perpetua. El juez Sebastian Buehrmann describió la ola de asesinatos de Niels Högel como “incomprensible”.

Högel, quien ya está cumpliendo cadena perpetua por dos asesinatos, administró dosis letales de medicación para el corazón a las personas a su cargo entre 1999 y 2005. Los fiscales dijeron que atacó a los pacientes para impresionar a sus colegas y tratar de revivirlos.

Un ex colega le dijo al periódico alemán Bild que Högel era apodado “resucitación Rambo” debido a la forma en que “apartó a todos los demás” cuando los pacientes necesitaban ser resucitados.

En el último día de su juicio, Högel, de 42 años, pidió perdón a las familias de sus víctimas por sus “actos horribles”. “Me gustaría disculparme sinceramente por todo lo que le hice a lo largo de los años”, dijo.

Högel había sido acusado de asesinar a 100 pacientes en las ciudades del norte de Delmenhorst y Oldenburg. La policía cree que puede haber matado a muchos más, pero la cremación de cuerpos ha destruido cualquier posible evidencia.

Högel había confesado 55 asesinatos y el tribunal de Oldenburg lo declaró culpable de 85, informaron medios alemanes.

Jenny Hill, de la BBC, en Berlín, dice que el caso ha conmocionado a Alemania, sobre todo porque el personal superior de los dos hospitales está acusado de haber hecho la vista gorda ante las tasas de mortalidad inusualmente altas.

La matanza de Högel se detuvo cuando fue atrapado en el acto de administrar medicamentos no recetados a un paciente en 2005 en Delmenhorst. Fue sentenciado a siete años por intento de asesinato en 2008, pero las familias de sus otras presuntas víctimas presionaron para una investigación adicional.

En un segundo juicio que terminó en 2015, fue encarcelado de por vida por dos homicidios y dos intentos de asesinato. Sin embargo, durante ese juicio le confesó a un psiquiatra que había matado a hasta 30 personas .

Luego, los investigadores ampliaron la investigación, exhumaron a 130 ex pacientes y buscaron pruebas de medicamentos que podrían haber provocado un paro cardíaco. También revisaron los registros en los hospitales en los que trabajaba.

Los registros en el hospital de Oldenburg mostraron que las tasas de muertes y resucitaciones se habían más que duplicado cuando Högel estaba en turno, dijeron los medios alemanes.

Fuente:

BBC

Publicado en: Destacado, Mundo, Noticias   Etiquetas: , , ,


Articulos relacionados