The Weeknd: el nuevo y misterioso artista pop que enamora a los Millennials

Con 27 años, este artista exótico de origen africano es para algunos críticos de música el próximo “rey del pop”. Incluso con chances de destronar al emblemático Michael Jackson. Ex novio de Bella Hadid y actual pareja de Selena Gómez, Abel Tesfaye no para de romper récords y es el nuevo ídolo de la generación del milenio.



No Banner to display

Abel Makkonen Tesfaye -mejor conocido como The Weeknd- nació el 16 de febrero de 1990, en el antiguo distrito de Scarborough dentro de Ontario, Canadá, actualmente Toronto. Sus padres, Makkonen y Samra Tesfaye, huyeron de la guerra civil en Etiopía y llegaron a América del Norte en la década del 80. Nunca llegaron a casarse y el padre abandonó a su pequeño hijo y a su mujer, que tuvo que mudarse con Abel y sostener varios empleos para poder sustentar a su familia mientras asistía a la escuela nocturna.

Criado por su abuela materna, Abel nació en esos tranquilos suburbios canadienses que él mismo calificó como “bucólicos y siniestros, como una película de los hermanos Coen” y además de concurrir frecuentemente a ceremonias religiosas etíopes ortodoxas, aprendió a hablar fluidamente el idioma amárico, una lengua semítica sudoccidental, oficial en el país de sus orígenes.

Asfixiado por la ciudad en que vivía empezó a consumir drogas desde muy corta edad, asaltó en una oportunidad un supermercado local y abandonó la escuela secundaria a los 17 años junto a su mejor amigo y compañero de aventuras desde el primer dia de clases, La Mar Taylor. Junto con otro amigo se mudaron juntos a un departamento cuando todavía eran adolescentes e iniciaron un camino de autodestrucción sin límites, marcado por las peleas callejeras y el abuso de sustancias.

Eventualmente, Abel comenzó a componer y escribir canciones, lo que representó para él un camino de escape al estilo de vida que lo estaba lastimando. Inspirado en su cotidianeidad bacanal, desenfrenada y oscura, él y sus amigos comenzaron a crear sonidos, ritmos y letras muy oscuras y atrapantes. Cuando el proyecto tomó forma, los amigos de Tesfaye subieron a finales de 2010 algunas canciones a YouTube y las difundieron los links por Facebook, escondiendo su identidad bajo el nombre de The Weeknd (“fin de semana”), que fue propuesto por La Mar Taylor en honor a la época en que decidieron dejar el colegio, y modificado con la eliminación de una vocal para que no se superponga con el nombre de otra banda canadiense.

Los mixtapes que lanzó en 2011 fueron tan aclamados que fueron luego relanzados con una compañía discográfica en 2012 en un proyecto llamado Trilogy, que alcanzó las 86 mil copias vendidas en su primera semana. El caudal de seguidores era cada vez mayor y, después de algunas participaciones vocales con el rapero Drake en el álbum multiplatino Take Care y algunas presentaciones en vivo, la prensa empezó a interesarse por este enigmático personaje. Sin embargo, todavía su identidad era un misterio: prácticamente no había fotos de su rostro y se negaba constantemente a hacer declaraciones.

En 2013 salió a la venta su álbum debut llamado Kiss Land, entrando rápidamente en el puesto número dos de la lista Billboard 200 de Estados Unidos, con 96 mil copias vendidas y una lluvia de críticas positivas, a pesar del carácter sombrío y apagado de su música y su lírica.

En 2016 The Weeknd siguió profundizando su transformación artística y trabajó en casi la totalidad de su último proyecto, llamado Starboy, con el dúo francés de música electrónica Daft Punk. Con 18 canciones, una estética colorida, letras pegadizas y la ausencia de sus características rastas, Abel confirmó su metamorfosis. Incluso el videoclip del sencillo homónimo comienza con él asesinándose a sí mismo y destruyendo su casa. A las 24 horas de lanzar Starboy, el álbum fue número uno en más de 80 países.

Fuente: Infobae

Etiquetas: Curiosidades, Noticias. Bookmark the permalink.


Articulos relacionados