Schmid: “El 15% de las paritarias es una fantasía”

El integrante del triunvirato de la CGT aseguró que "nadie" entre los gremios va a aceptar aumentos de sueldo de ese nivel



No Banner to display

El integrante del triunvirato que conduce la CGT Juan Carlos Schmid afirmó que la meta inflacionaria del 15 por ciento para este año “es una fantasía” y que “nadie” entre los gremios va a aceptar aumentos de sueldo de ese nivel.

Sosteniéndose en las proyecciones del equipo económico, el Gobierno pretende imponer que las paritarias de este año sean alrededor del 15% promedio de inflación que marca el Presupuesto. Ayer, el ministro de Trabajo, Jorge Triaca, defendió ese techo que ya fue rechazado por gremios como el docente. Para el funcionario, ese porcentaje “es un reflejo claro de la recomposición salarial y de lo que puede ser pagado por los empleadores”.

Pero pese a los dichos del titular de la cartera de Trabajo, el gremialismo insiste que esa cifra no será aceptada. “El 15% no pasa si no hay actualización por la inflación. ¿Por qué voy a creer en un programa económico que hasta ahora lleva un 70% de inflación acumulado en los dos años de gestión?”, afirmó Schmid. En declaraciones a Infobae, el secretario general del gremio de Dragado y Balizamiento consideró que “bajo ningún punto de vista puede ser ese” el techo de las paritarias.

“Cada mesa paritaria tiene su propia naturaleza, su característica. La CGT, en todo caso, lo que establece es una respuesta de orden político de que no podemos confiar en las pautas que da el Gobierno porque evidentemente ha fallado. Yo diría que cada vez demuestran menos confianza las declaraciones del Gobierno, cada vez tenemos menos confianza en lo que dice el Ejecutivo”, sostuvo el gremialista.

Para Schmid, la situación “se soluciona, si se puede, a través del diálogo” pero advirtió que en el caso de que no se dé así la CGT actuará “a través de las medidas que puede llevar adelante el sindicalismo argentino que es la confrontación a través de medidas de fuerza, de movilizaciones”.

También defendió que “obviamente tiene que haber una cláusula gatillo” porque “cuando uno se sienta en la mesa de tratativas lo que busca es no perder poder adquisitivo”. “En los últimos dos años hubo pérdida de poder adquisitivo, algunos perdieron más que otros”, reconoció también el triunviro de la CGT.

Fuente: perfil



Articulos relacionados