Cientos de fieles en la celebración de San Expedito del barrio de Balvanera

Los devotos se acercan a la parroquia Nuestra Señora de Balvanera para agradecer por las promesas cumplidas y pedir por la familia, la salud y el trabajo en la celebración en honor del patrono de las causas urgentes, que se extenderá durante todo el día.



No Banner to display

Cientos de fieles acudieron esta mañana a la parroquia Nuestra Señora de Balvanera, en la ciudad de Buenos Aires, para agradecer por las promesas cumplidas y pedir por la familia, la salud y el trabajo en la celebración en honor a San Expedito, el patrono de las causas urgentes, que se extenderá durante toda la jornada.

A San Expedito también se lo considera patrono de los jóvenes, socorro de los estudiantes, mediador en procesos y juicios, y protector de la familia y de los enfermos. Cientos de familias y muchos jóvenes se agolpaban frente a un escenario armado fuera de la parroquia, con las manos en alto portando llaves, velas y ramos de Olivo para recibir la bendición de un cura que les arrojaba agua bendita, en una celebración que este año se tituló “Con San Expedito pedimos por las familias”.

Las calles Bartolomé Mitre y Azcuénaga se colmaron de fieles que hacían filas para entrar a la parroquia y tocar a San Expedito, mientras otros compraban velas, imágenes, pulseras, pañuelos y estatuillas, que vendedores ambulantes ofrecían a “3 por 10 pesos, las velas”, “ramos de Olivo, a voluntad” o “estampitas a cinco pesos”.

La celebración comenzó a las cero horas de hoy con una misa de inicio, salva de campanas y fuegos artificiales, y por la tarde el arzobispo de Buenos Aires, el cardenal Mario Poli, presidirá la misa central, tras lo cual habrá una procesión a las 17 que llevará la imagen peregrina de San Expedito por las calles del barrio, según informó la parroquia Nuestra Señora de Balvanera. La Iglesia permanecerá abierta hasta las 24 horas y habrá confesiones y bendiciones de objetos religiosos durante todo el día.

Fuente: Télam

Etiquetas: Destacado, Noticias, Sociedad. Bookmark the permalink.


Articulos relacionados